Entradas

El Dr Ernesto Kahan de visita en España

José Mota, por la Paz

The Peace Shooter con Goyo Jimenez

Rigoberta Menchú

Adolfo Pérez Esquivel

Juan Manuel Santos

Pedro Piqueras

En medio de una agitada jornada de trabajo como director de uno de los informativos más vistos por los españoles, Pedro Piqueras, recibe al equipo de Nobel Pax Portraits para hablar de Paz, esa noticia que no ha dado aún, pero que es sin duda la que sueña contar a traves de las pantallas.

CONTAMOS LA GUERRA, PERO LO QUE QUISIÉRAMOS ES QUE HUBIERA PAZ


Después de 12 años al frente de los informativos de Telecinco, Pedro Piqueras admite que si volviera a nacer, volvería a ser periodista, a pesar de tener que comunicar malas noticias, trabajar durante interminables jornadas y de tenerse que “hacer el duro” cuando la realidad lo afecta como ser humano. “La noticia está al alcance de todos, lo que nos diferencia es el cómo la contamos”, dice Piqueras, y por eso, aunque casi siempre lo negativo predomina en este trabajo, procura “aderezar” las malas noticias, sin ocultar la verdad, y terminar siempre con algo positivo para que los telelvidentes vuelvan a verlo al día siguiente.

Y parece que lo ha logrado… más de 30 años en las pantallas de los españoles, lo han convertido en una de las caras más reconocidas del país. Primero en TVE, luego en Antena 3 y ahora en Telecinco, disfruta como el primer día del que considera “el oficio más bonito del mundo”. Ensaya sus presentaciones, prepara los titulares y además lleva en hombros la difícil tarea de  “dirigir la orquesta”, en la que todos los elementos son importantes para que la emisión salga al aire de manera impecable.

“Desde aquí ojalá pudiéramos decir que algún día predomina la paz, pues quienes rigen el mundo, son partidarios de la paz, trabajan por la paz”… Esa es la noticia que Pedro Piqueras no ha contado todavía, y la que le gustaría entregarle al mundo a través de la pantalla.
Por eso, al cerrar los ojos, y pensar en algo bonito, se dibujan en su rostro las palabras del titular con el que espera algún día abrir uno de sus informativos diarios: La Paz.

Texto: María Puyo


Pepe Rodriguez – Masterchef

A pocos días de comenzar la 6ª temporada de Masterchef, programa que lo lanzó a la fama en toda España, Pepe Rodríguez recibe al equipo de Nobel Pax en su restaurante El Bohío de Illescas, para contarnos por qué la Paz se transmite también a través de la cocina.

“COCINO PARA EMOCIONAR, NO PARA ALIMENTAR”


Hace algunos años, este cocinero “por obligación”, como el mismo se describe, nunca se imaginó que se convertiría gracias a un programa de TV en uno de los chef más mediáticos y reconocidos de toda España.  Con una calidez única y la sencillez que lo mantiene al margen de la efímera burbuja  la fama, Pepe Rodríguez reconoce que no le gustaba la cocina y que empezó como camarero porque tenía que ayudar a su madre, quien había decidido continuar con la tradición  del pequeño mesón castellano, fundado por su abuela para alimentar a los viajeros que transitaban la antigua carretera entre Madrid y Toledo, antes del estallido de la Guerra Civil.

Convertirse en chef nunca estuvo en sus planes, pero hoy, después de 47 años y con una estrella Michelín, El Bohío, restaurante en el que trabaja con su hermano Diego y en el que se cocina con aroma de tres generaciones, es la prueba de una de las premisas de vida que le enseño su padre: “Si aprendes algo, hagas lo que hagas, tienes que ser el mejor”.

Con sus recetas y  sus sabores, Pepe busca ser consecuente todos los días y construir paz desde lo más pequeño.

Pepe Rodríguez sigue siendo el mismo…Pepe el del Bohío, a pesar de su gran reconocimiento y su fama. Cocina para dar placer, para emocionar, y no para alimentar, y por eso se identifica con el proyecto de su tocayo Pepe Castro, el Fotógrafo de la Paz. “Que haya alguien que sea capaz de hacer algo por la paz, y de atreverse a liderar una locura como estas, es necesario y admirable. Si construimos desde lo más pequeño y vamos haciendo fermento, podemos llegar a todo el mundo; tenemos una tarea difícil, pero vamos a empezar cocinando”. Es el mensaje de Pepe Rodríguez, quien desde ahora también se une a The Nobel Pax Portraits, para transmitir un mensaje de Paz que trascienda las fronteras y los años.

Texto: María Puyo